El padre español de los viajes en el tiempo

Cuando pensamos en viajes en el tiempo, a casi todos se nos viene a la cabeza el nombre de H.G. Wells, y en particular su novela “The Time Machine” editada en 1895. En ella, Wells relata las aventuras de un científico y su invento: una máquina capaz de viajar en el tiempo. La novela se detiene más bien poco en hablar de la máquina en sí y las posibles paradojas temporales, teniendo más una finalidad moralizadora.

Lo que no tantos saben es que el primer escritor en imaginar una máquina capaz de viajar en el tiempo no fue Wells, sino un español: Enrique Gaspar y Rimbau.

Gaspar, madrileño nacido en 1842, no tiene una gran obra dedicada al género de la ciencia-ficción (era más bien un escritor de teatro), pero en 1887 editó una novela, “El Anacronópete”, en la que describe una especie de nave capaz de viajar en el tiempo. En la novela, con formato de zarzuela y estructurada en tres actos, se habla de un científico español, Sindulfo García, que presenta en la exposición universal de París de 1878 una máquina, el anacronópete, capaz de viajar en el tiempo. El nombre del artilugio viene del griego “Aná”, que significa atrás, “Crono”, el tiempo y “Petes”, el que vuela. A lo largo de la historia, en la que no faltan aventuras, visitamos entre otros la batalla de Tetuán en 1860, la rendición de Granada en 1492, la China imperial del 220, o Pompeya en el 79, llegando incluso a los tiempos de Noé y al día de la creación.

Esta novela no es la primera en la que se habla de viajes en el tiempo, pero hasta entonces siempre se había hecho de forma vaga, sin entrar en los detalles de cómo se conseguía, achacándolo muchas veces a magia o sencillamente sueños. Gaspar es el primer autor en el mundo que utiliza, con mayor o menor éxito, la tecnología para explicar este tipo de viajes.

Resulta cuanto menos curioso que, mientras que la novela de H.G. Wells ha gozado de gran reconocimiento a nivel mundial, ésta cayó rápidamente en el olvido. De hecho sólo ha habido dos ediciones del libro: la primera de 1887 y otra de 2000 de Círculo de Lectores en la que se basó la de 2005 de Minotauro. No ha sido hasta este mismo año que se ha traducido al inglés. Gracias a Google Books se puede encontrar la primera edición que guardan en la Universidad de California en formato electrónico en la red.

El inventor de la máquina del tiempo, por tanto, es español y se llama Enrique Gaspar.

(Las imágenes están extraídas de las ilustraciones de la primera edición del libro)

La España fantasma

Unos días antes de la final del Mundial de fútbol, Kurioso envió un tweet pidiendo que la gente saliese a la calle durante el mismo para fotografiar las calles vacías de su ciudad.

900 fotos más tarde, y tras muchas horas de trabajo y solucionar muchos problemas, por fin nace el libro “La España fantasma”, que se puede encargar desde esta misma semana por solo 18€, que irán destinados íntegramente al proyecto “Save the children”.

Para comprar el libro tan solo tienes que seguir el siguiente enlace:

La España Fantasma

Si no sabes qué regalar estas navidades y quieres colaborar con un bonito proyecto, aquí te dejo una buena idea.

Tu cerebro y la música

Hacía tiempo que tenía ganas de escribir sobre este libro: “Tu cerebro y la música. El estudio científico de una obsesión humana”. Su autor, Daniel J. Levitin, trabajó como productor musical con músicos de la talla de Santana, y ahora es catedrático en la Universidad de McGill, en Canadá, donde dirige el laboratorio de percepción musical y cognición.

El libro pretende acercarnos al estudio de la percepción musical desde el punto de vista de la neurociencia cognitiva. Se trata de un texto accesible a todos los públicos, sin necesidad de ser un experto en el tema. Así, los primeros capítulos se dedican a introducir, de forma muy sencilla y con multitud de ejemplos prácticos, conceptos básicos como ritmo, armonía, pitch o timbre. A partir de ahí, cada capítulo se dedica a analizar un aspecto concreto de la percepción musical. De este modo temas como la formación de los gustos musicales, la respuesta de nuestro cerebro ante la música, cómo se puede jugar con nuestra capacidad de anticipación para generar interés o sorprender al oyente, o las emociones que la música es capaz de generarnos, se van tratando con detalle. El libro se complementa con una página web en la que se pueden escuchar buena parte de los temas musicales a los que hace referencia a lo largo del texto, que van desde Mozart hasta Van Halen.

A pesar de tratarse de un libro muy divulgativo, incluye una extensa bibliografía que lo hacen estar más que bien fundamentado, y que permiten a aquel que desee saber algo más, adentrarse en este mundo, tan apasionante como desconocido.

En definitiva, un libro excelente para cualquiera a quien le guste la música y quiera aprender algo más sobre su influencia en nuestro cerebro, y todos los detalles que nuestro cerebro es capaz de percibir y analizar de los que muchas veces no somos conscientes.

Por cierto que si te animas a leerlo, y te apetece  debatir sobre él, lo puedes hacer en Madrid el próximo día 17 de marzo a las 20:00 en la librería Aquí la Ciencia (C/ Acuerdo, 10). Cualquiera puede asistir, y basta con enviar un correo a aquilaciencia@aquilaciencia.es para poder prever el número de asistentes.

Club de lectura

Las amigas de Aquí la Ciencia, una librería especializada en libros de divulgación científica han decidido poner en marcha un club de lectura orientado especialmente a este tipo de literatura, en el que tendrán cabida desde libros de ciencia ficción, novela relacionada con la ciencia, libros de ensayo sobre el mundo de la ciencia, divulgación en general, etc.

Cada mes nos reuniremos para charlar y comentar un libro elegido. El objetivo es mantener un coloquio informal en el que nuestras opiniones nos acerquen a la Ciencia. Al término del libro cada uno de nosotros votará qué leer a continuación y así aprenderemos del gusto de los demás.

Si quieres participar solo tienes que mandar un correo electrónico a aquilaciencia@aquilaciencia.es o pasarte por la librería y charlar con Gara y Laura, sus promotoras, quienes te podrán informar perfectamente de todo. Por supuesto tu participación tendrá una compensación especial, ya que te harán un 5% de descuento en todas las compras que realices.

Génesis

Para arrancar nos proponen el siguiente título: Génesis, de Bernard Beckett, una “emocionante fábula especulativa, thriller filosófico y meditación humanista, Génesis es una obra fuera de lo común que escapa de toda etiqueta. Ambientada en la segunda mitad del siglo XXI, recurre a los pensadores griegos más relevantes en una estimulante reflexión sobre la fragilidad de nuestra civilización occidental.”

Yo ya me lo he leído, de hecho debería decir que he devorado sus escasas 160 páginas en una sola mañana, y en mi opinión se trata de un libro más que recomendable, que nos atrapa desde el principio, y que sobre todo nos hace pensar. La sinopsis no miente: cuando terminas de leer el libro lo que te apetece es empezar a leerla de nuevo, quizás con un punto de vista distinto, quizás para recordar algunos de sus momentos. Eso depende de cada uno. Estructurado como si fuera un verdadero diálogo platónico entre Anaximandro y el tribunal que la examina, según lo leía ha traído a mi memoria a otros títulos como1984 (George Orwell), Un mundo feliz (Aldoux Huxley), el Planeta de los Simios (Pierre Boulle), o incluso la película Blade Runner, de Ridley Scott.

Yo no soy una máquina. ¿Qué puede saber una máquina del olor a hierba mojada por la mañana, o del llanto de un recién nacido? Yo soy la sensación del calor del sol en mi piel: soy la sensación de una ola fría rompiendo sobre mí. Soy los lugares que nunca he visto, y que siempre imagino cuando cierro los ojos. Soy el sabor del aliento de otro, el color de su pelo.

Te burlas de mí por la brevedad de mi vida, pero es precisamente ese miedo a morir lo que me infunde vida. Soy el pensador que piensa el pensamiento. Soy curiosidad, soy razón, soy amor y soy odio. Soy indiferencia. Soy el hijo de un padre, quien a su vez era hijo de otro padre. Soy la razón por la que mi madre reía y la razón por la que lloraba. Soy asombro y soy asombroso. Sí, el mundo puede pulsar tus botones cuando pasa por tu sistema de circuitos. Pero el mundo no pasa a través de mí. Se queda en mí. Yo estoy en él y él está en mí. Yo soy el medio a través del cual el universo se ha conocido a sí mismo. Soy eso que ninguna máquina podrá fabricar nunca. Soy el significado.

El primer encuentro, para discutir sobre este libro, una vez leído será el próximo miércoles 2 de diciembre a las 20 h en la librería Aquí la Ciencia (C/ Acuerdo 10, Metro Noviciado ó Plaza de España). Ya sabes, si te animas, allí nos veremos.

Por cierto, que para que no haya excusas, la asistencia no compromete a nada, se puede ir sólo algunos días sin ningún problema, y en función de las posibilidades o apetencias de cada uno, y por supuesto el ritmo de lectura se irá adaptando a las posibilidades de todo el mundo, para que nadie se quede descolgado.

¡¡¡Nos vemos en Aquí la Ciencia!!!