¿Por qué se nos taponan los oídos?

Seguro que todos hemos tenido alguna vez la incómoda sensación de tener los «oídos taponados», por ejemplo cuando viajamos en avión. La culpable de este efecto es la diferencia de presión entre la parte interna y externa del oído. Si nos fijamos en la figura, el tímpano es una membrana que por una parte está en contacto con el exterior a través del canal auditivo, y por la otra da a la cavidad del oído medio, que a su vez se comunica con la nariz a través de la Trompa de Eustaquio.

Cuando la presión del exterior es menor que la del interior del oído, el aire del interior «empuja» y curva el tímpano hacia afuera. Esto hace que el tímpano, al estar estirado, sea menos sensible a las vibraciones, lo que nos produce la sensación de taponamiento. ¿Cómo se puede solucionar esto? Pues aquí entra en juego la trompa de Eustaquio, que al abrirse, deja entrar aire al oído, y permite que se igualen las presiones en el interior y exterior, lo que permite que el tímpano vuelva a su posición original. Esto se puede forzar con movimientos como el bostezo, el tragar o la maniobra de Valsalva.

Este fenómeno también explica porqué se suele recomendar que ante una explosión abramos la boca. Si no lo hacemos, el aumento de presión producido por la explosión podría ser excesivo y causar una rotura de tímpano. Al abrir la boca permitimos que ambas presiones (externa e interna) se igualen, y así no se dañe el tímpano.

(Vía CienciaOnline)

2 opiniones en “¿Por qué se nos taponan los oídos?”

  1. ¡Hola! Estamos muy interesados en que se conozca todo lo relativo a los oídos. Desde nuestro punto de vista, los cuidados de higiene no se tienen muy en cuenta. Nos ha gustado mucho vuestro blog, que hemos descubierto, y nos gustaría invitaros a elblogdeloido.com … Veo que también tenéis Twitter. Paso a agregaros, seremos @escuchatusoidos. Un cordial saludo, ¡y arriba la salud de los oídos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.